Columna
Espiridion Conde Nieva
OTRA VEZ LA CARRETA DELANTE DE LOS BUEYES
14/Mar/2016

 

Es nota de la semana el anuncio de que en los meses venideros se dará a conocer el modelo pedagógico que redondeará a la reforma educativa del gobierno peñista, cuestión que hasta ahora, supongo, se maneja en los gabinetes de los asesores que siguen lineamientos supra nacionales formulados por un organismo de empresarios e inversionistas que es la OCDE, sin considerar otras opiniones en el ramo educativo con el prestigio y solidez de, por ejemplo la UNESCO. Es decir, siguiendo fines de capacitación laboral por sobre los ideales de desarrollo para la persona como tal.

Quien conozca un poco sobre educación sabrá que la línea a seguir cuando se trabaja una verdadera reforma educativa inicia entendiendo cuales son y pueden ser las necesidades para las cuales se deba preparar a los niños y jóvenes, para en tal sentido constituir bloques de conocimiento, aptitudes y actitudes que posteriormente se desglosan en niveles, grados, asignaturas y temas. No se trata por supuesto de únicamente entrenar operarios eficientes y dóciles que demanda actualmente el esquema productivo, sino de ayudar a construir una humanidad consciente de sus potencialidades, que a la vez resulte crítica y cuya existencia se nutra de la solidaridad y el afecto.

En teoría los expertos sólo ayudan a vislumbrar cuales son las tendencias que marca la marcha hacia el incierto porvenir, para que sean los docentes en ejercicio quienes propongan las alternativas para dar las respuestas que se esperan del sistema educativo. Resulta curioso que hasta ahora no haya aparecido convocatoria alguna para participar en el debate del modelo educativo y por ello será muy difícil imponerlo si no se ha ganado la voluntad del profesorado, sobre quien finalmente recaerá la responsabilidad de operarlo. El exceso que podemos pensar que se presente es que el modelo se aparezca con todas sus partes desglosadas y se piense en degradar al maestro, intentando que se vuelva la máquina de enseñar que alababa la visión conductista tal reconocida a principios del siglo XX. Se puede recordar que el modelo conductista en sus peores facetas, se basa en lograr resultados de aprendizaje apoyándose en estímulos como el premio y el castigo, que es precisamente como se pretende mover al cuerpo docente para que acepte la evaluación magisterial.

Estando clarificado un modelo educativo se avanza en seguida a la etapa de imaginar su realización como tal y entonces estaremos en posibilidad de saber si nos debamos auxiliar de equipo informático con ciertas características y alcances para cada etapa de desarrollo escolar. Igualmente se deben establecer las competencias con que debe contar el profesorado, pensando las estrategias para construirlas o consolidarlas mediante la actualización y la capacitación. Solo después de esto, se establecerán los mecanismos de evaluación necesarios. En el atípico caso mexicano actual, si aún no hay un modelo educativo establecido, si no se cuenta todavía con el perfil que el docente debe cumplir por nivel y por grado escolar, ¿cómo es posible que ya se esté evaluando al magisterio? ¿La delicadeza de una educadora se mezclará o decantará del rigor del profesor de matemáticas en la educación media superior, a ambos se les calificará con los mismos parámetros?

Basado en lo antes expuesto, creeré en la evaluación cuando se aleje del objetivo que le han dado las autoridades de ser la herramienta para domesticar la voluntad de los trabajadores de la SEP, limitando los alcances de su desempeño en el aula, con el fin de volverlos material reemplazable, y por ello mismo de bajar su valor en el mercado, cuando enfrente se tiene el compromiso trascendente para el ser humano de repetirse y superarse con miras a mejorar sus condiciones de existencia y esforzarse por una digna felicidad.

VISION DE TLAXCALA

Quizá la visión no contemplada de un apocalipsis climático, ahora la tengamos más cercana, no tanto en las imágenes de los diarios, los noticieros y las redes sociales, sino afectando a las comunidades rurales desprotegidas y pobres, hacia las cuales la acción gubernamental tarda en enfocarse. En las próximas semanas estaremos viendo protestas por la falta de respuesta en tal sentido.              

 
 
  Otras entradas de: Columna  
2015-12-14 - Y AHORA RESULTA…
www.zonacritica.mx 2018 Legal y Privacidad Contacto Periodismo Social, Político y de Investigación