Periodismo social, político y de investigación.
Promueve Minerva Hernández Ley de Responsabilidad Hacendaria
.
25/Oct/2016
Iván Muñoz Pérez

La diputada federal panista Minerva Hernández promueve junto a diputados de fracciones parlamentarias del PRD, PANAL, Movimiento Ciudadano y MORENA la iniciativa para que, tanto la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) como los gobiernos estatales, transparenten el uso de las transferencias de los recursos públicos federales, a fin de evitar los llamados “moches”. 

La iniciativa para crear la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria busca estar en armonía con el Sistema Nacional Anticorrupción y el nuevo marco legal en materia de derechos humanos.

La iniciativa promovida por Minerva Hernández (PAN), Vidal Llerenas (MORENA), Claudia Corichi (MC) y Rafael Hernández Soriano, entre otros, busca que en los procesos de aprobación de los presupuestos de egresos anuales los legisladores estén obligados a presentar ante la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Cámara de Diputados la solicitud de recursos para programas y proyectos de dependencias, entidades federativas y municipios y, así, evitar los “moches”. 

Asimismo, pretende obligar a la SHCP para que informe trimestralmente sobre el destino de las participaciones a los estados, donaciones y montos a municipios, así como transparentar el gasto de los fideicomisos públicos de manera trimestral y los montos del Fondo de Estabilización de los ingresos de las Entidades Federativas y el Fondo de Estabilización de los Ingresos Presupuestarios. 

Quedaría prohibida las donaciones por parte de partidos políticos y sindicatos, además de que propone reglas para optimizar el uso de los recursos públicos federales para la llamada “racionalidad presupuestal”. 

(Con información de El Economista)
COMENTA CON NOSOTROS
EDITORIAL

Crisis migratoria


Con la llegada de Trump a la Casa Banca las políticas migratorias de, al menos, México y Estado Unidos se converten en sendos manifiestos xenofóbicos. 

 Aunque el discurso achaca todos los males al empresario republicano, la responsabilidad de la crisis migratoria apunta mayoritariamente al sistema de gobierno mexicano y las crisis democráticas de los países de América Latina. 

 Más aún, la migración es un juego perverso del sistema capitalista para hacer mano de obra barata, con escasos derechos laborales y subsumida en la rutina de las modernas tiendas de raya, solo que a gran escala y con la paradisiaca iluminación de sus aparadores. 

Donald Trump prometio la repatriación inmediata de 3 millones de migrantes como el primer objetivo a cumplir de su promesa de campaña; la medida asegurará, en términos de la coloquial política de Trump, que esos empleos los ocupen los desempleados blancos. 

La crisis de las democracias latinoamericanas comparten con la crisis del sistema de la democracia capitalista, son su reflejo y, en menor escala, su destino. 

 Además, América Latina combate con un pasado de dependencia e intervención: control de la soberanía y, ahora, alineación del dogma de la producción a bajo costo, acumulación y mercado. 

 Más allá de los temores que el discurso oficial vierte para no pensar o entrarle a nuevos modos de gobernanza, producción o relaciones sociales diferentes a los impuestos, la responsabilidad del actual gobierno es la de defender la soberanía nacional aún inscrita en los artículos constitucionales y salvaguardar la dignidad contra los atavismos y las vueltas al pasado de, ojala no suceda, los Santa Ana o los Díaz.



Zona Critica. El escrutinio de las ideas. ®
Tlaxcala, Tlaxcala.
www.zonacritica.com