Menos legitimidad, menos financiamiento público para partidos
.
10/Jul/2018

EDITORIAL
 
Los partidos políticos no solo perdieron legitimidad en la elección del 1 de julio y la posibilidad de colocar a diputados en el Congreso del Estado, además perderán un porcentaje considerable de su financiamiento público.

De acuerdo a la fórmula que establece el artículo 41 constitucional sobre la distribución del recurso público a partidos, a través de la suma de lo que resulta de la multiplicación del padrón electoral por el 65 por ciento de la Unidad de Medida y Actualización (UMA), la división equitativa del 30 por ciento de ese resultado a los 11 partidos políticos locales y la distribución del 70 por ciento restante, al menos el PAN, PRI, PRD, PVEM, PANAL, PAC y PS perderán entre el 30 y 50 por ciento de su financiamiento, en comparación con los asignado para 2018.

Lo anterior se enmarca en el debate nacional sobre la reducción del dinero público a partidos para echar a andar la democracia partidista y electoral, a fin de mantener la pluralidad de opciones y no dejarlo a la discrecionalidad del sector privado o al bipartidismo limitado.

Sin embargo, la probable pérdida de los registros nacionales de los partidos Nueva Alianza (Panal) y Encuentro Social (PES), y la crisis del PRI y PRD con una disminución histórica de sus votos, suponen que el balance de la legitimidad de las agrupaciones sí funciona y que puede renovarse el sistema de partidos.

Con esto, es indispensable que en el recuento de la jornada los partidos políticos con el menor numero de votos y, por lo tanto, la reducción de su financiamiento público, restablezcan la confianza ciudadana a través de la recomposición de sus ideales con miras más sociales, dentro del reto global sobre las contradicciones del capitalismo que impide que el neoliberalismo y todos sus derivados puedan humanizarse.
 
  También en EDITORIAL...  
 
2018-07-19
 
2018-07-18
 
2018-07-18
www.zonacritica.mx 2018 Legal y Privacidad Contacto Periodismo Social, Político y de Investigación