El Tlaxcalita
.
Tlaxcala, Tlax.
26/Sep/2019

EDITORIAL
 

Tlaxcala tiene una relación especial con el caso de los 43 normalistas desaparecidos en 2014. César Manuel González Hernández es de Huamantla y su historia ha sido contada en muchos espacios de México y el mundo, y es una de las 43 familias que pugna por conocer la versión oficial sobre el paradero de sus hijos.

Hoy, César Manuel González sería maestro normalista de acuerdo a su vocación descubierta cuando fue maestro del Consejo Nacional de Fomento Educativo (Conafe) en el municipio de Cuapiaxtla hace más de cinco años, y decidió ir a ganar un lugar entre 800 aspirantes en la Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa, Guerrero. 

A César Manuel González lo conocen como El Tlaxcalita, le gusta montar toros y las carreras de coches tubulares; con su papá Mario González construyó un auto de carreras color amarillo. Ahora Don Mario sigue todos los días con la búsqueda de sus hijos, como lo ha dicho, de los otros 42 y de todos los que representan a familias de desaparecidos en México.  

El riesgo que se coloca sobre el caso de los 43 es el olvido y no solo la incertidumbre que afecta a los familiares, sino el mensaje de impunidad en el que se encuentran los 43 y los miles de desaparecidos y víctimas, situación en estrecha relación con la pobreza. 

Después de una exhaustiva investigación, la Corte Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) emitió desde 2016 conclusiones que marcaron la responsabilidad por omisión del Estado mexicano y la vinculación de los tres niveles de gobierno con redes de narcotráfico que operan de Guerrero a Estados Unidos y que son los responsables directos de la desaparición de los normalistas. 

A cinco años del caso y con los compromisos signados este día entre el nuevo gobierno federal y los familiares de los 43, se da un respiro de aliento para conocer la ubicación de los jóvenes y cerrar uno de los capítulos emblemáticos en la histórica reciente de México sobre la narcopolítica.  

La CIDH no solo descubrió esta relación, sino que desmontó una y otra vez las fallas del proceso de investigación de la Procuraduría General de la República (PGR). 

El actual gobierno debe reiniciar las pesquisas con líneas de investigación ampliadas, salvaguardar el derecho a una investigación expedita encabezada por la nueva administración cuyo compromiso es esclarecer los hechos y dar con el paradero de los 43 normalistas de Ayotzinapa.  

Por El Tlaxcalita, por sus padres y por todos lo que buscan a sus familiares y con la esperanza de que las cosas cambien, sin más desaparecidos, sin narcopolítica. 

 
  También en EDITORIAL...  
 
2019-10-21
 
2019-10-02
 
2019-07-17
www.zonacritica.mx 2018 Legal y Privacidad Contacto Periodismo Social, Político y de Investigación